Hay muchos en nuestro mundo hoy en día que no tienen ninguna esperanza en sus vidas. Viven una vida sin rumbo y sin propósito. Sólo van al trabajo y ganan su dinero esperando ser felices.